In Orbit, Tomás Saraceno

Ya hablé de Tomás Saraceno en mi anterior post que podéis leer aquí.

Y en esta nueva entrada quiero explicar mi experiencia al visitar una de sus instalaciones, concretamente “In Orbit” la única que se encuentra activa en este momento.

In Orbit estará al menos hasta otoño de este año, 2014, en el museo Kuntsammlung Nordrhein Westfalen K21 Stäendehaus de Düsseldorf, ya lleva allí instalada desde junio de 2013. El horario de apertura del museo es de lunes a viernes y de 10h. a 18h.

kunstsammlung K21 Ständehaus

Para poder visitar In Orbit existen unas normas de seguridad, no pueden estar más de 10 personas dentro de la instalación y se ha de tener una edad mínima de 12 años. Además, antes de entrar el personal proporciona unos zapatos con suela de goma para un buen agarre y un mono de trabajo para cubrir tu ropa. Al principio me resultó extraño, pero al entrar me di cuenta de que era una excelente idea.

Kunstsammlung K21 Ständehaus

El museo en el que se encuentra alojada In Orbit parece estar cronstruido específicamente para ella o viceversa, es decir, que Saraceno creó especialmente esta obra para esta ubicación.

El K21 tiene un patio interior de más de 25 metros de altura de donde cuelga In Orbit, la cúpula del museo es de cristal por lo que se genera una sensación de caminar realmente por las nubes. La instalación está construida con alambre de acero y tiene 3 niveles diferentes. Entre la malla de metal también se encuentran 6 esferas infladas.

Kuntsammlung K21 Ständehaus

In Orbit es un proyecto de Tomás Saraceno en colaboración con arquitectos, biólogos e ingenieros durante un proceso que duró 3 años. Todo esto fue necesario puesto que la estructura de la malla de metal tiene un peso de 3 toneladas y la más grande de las esferas pesa 300 kl., aun así toda la estructura se adapta inmejorablemente al espacio que ocupa en el Kuntsammlung K21 Ständehaus.

Al estar allí todo parece increiblemente ligero y recuerda a una tela de araña. Tomás Saraceno ha dedicado muchos años a estudiar como diferentes tipos de arañas construyen sus telas y los conocimientos adquiridos los incorpora en esta gran obra.

Kuntsammlung K21 Ständehaus

In Orbit es un paisaje idílico que te hace casi volar, pero no es fácil trepar por esta obra es necesario una gran valentía. Bien es cierto que yo siempre tuve vértigo y me dan miedo las alturas, pero me parecía tan maravillosa esta instalación que decidí enfrentar mis miedos.

Al entrar creí que no sería capaz y que acababa de tirar el dinero de la entrada… Pero como bien dice Saraceno, al cabo de un tiempo y con paciencia el miedo va desapareciendo y poco a poco te embarga una sensación de libertad y la adrenalina recorre tu cuerpo. Pasé de no querer moverme a querer subir un nivel más arriba, después otro y recorrer cada rincón de la instalación. Además en el nivel superior hay un montón de cojines blancos en donde es fácil resguardarse del vértigo, al no ver el suelo del museo, y allí sentirse arropado como si de una nube se tratase.

Kuntsammlung K21 Ständehaus

Cuando hay varias personas dentro de la instalación de In Orbit, hace que la malla se mueva por lo que es más difícil mantener el equilibrio. Esto me creo una sensación de inestabilidad y se me planteó como un nuevo reto. Visitar esta obra me hizo sentir como una niña, me hizo sentir viva y fue una aventura excepcional.

Desde el piso del museo, las personas que se encuentran dentro de la instalación asemeja que caminan por las nubes, por lo que incluso a las personas que no se atrevan a vivir esta experiencia les recomiendo visitar el Kuntsammlung K21 Ständehaus.

Cada uno de los proyectos de Tomás Saraceno, incluido este, es un elemento de su proyecto utópico a gran escala Air-Port-City, una ciudad flotante del futuro. El sueño de Saraceno es una ciudad nube ¡y el mío también!

 

Agradezco mucho tu comentario!

A %d blogueros les gusta esto: